5 nov. 2013

Los días verdes

Tenía el pico lleno de ramas, de llamas candentes, de días verdes.

Fama y sueños

La noche de 'gánate la fama y échate a dormir'.

4 nov. 2013

Tildes

Nos sobraban tildes. Nos faltaban palabras.

Al final

Siempre hubo un avión al final del túnel.

Miedo

Tener miedo de tener miedo.

14 sept. 2013

Sujetos perdidos


Desliga mis encuentros
de tus estrechos vínculos
con mi enredado universo.
O de lo contrario,
Nos quedaremos primero sin universo
Sin vínculos luego
Y como inevitable consecuencia,
Perderemos los encuentros.

23 ago. 2013

Hoy es el día

Hoy es el día por fin de (no) ser. Después de tanto tiempo siendo sin parar, comprendió que, o paraba, o paraba. No había elección. Y daba igual el resto.

Las distancias de la luz, en según qué ángulos, sobre el espejo retrovisor y la piel de su brazo derecho al contacto directo con el sol y el viento, hacían mucho más realista la huida.

No se había sentado a pensarlo. No había dado nada por sentado. Simplemente si quitó el cartel de cobarde. De paciente. De ya veremos si llega un día que cambia todo (solo) y se lanzó a por el cambio que quería, que necesitaba con cada uno de los poros de su piel. Hasta el más recóndito. Hasta el último.

Ya no había nada más que el sonido de la música que había elegido especialmente para la ocasión, el viento y su cuerpo sobre la hierba mojada. Todo lo demás estaba ya tan lejos que ni palpitaba, que le corroía el óxido por fuera y por dentro de tan poco usar. Y no venía de ahora. Siglos atrás las cosas eran bien distintas.

Hoy es el día por fin de ser. Después de tanto tiempo (no) siendo sin parar, comprendió que, o arrancaba, o arrancaba. No había elección. Y daba igual el resto.

Para no volver

Hasta el karma se había cansado de ellos dos.
Y se había sacado sólo billete de ida. 

No pensaba volver. 
No les dejó post-it esta vez
como acostumbraba.

29 abr. 2013

De cuajo

Llueve pero no cala. Como la nieve cuando no cuaja. No cuajar ni con lluvia es una señal más clara que el agua.

26 abr. 2013

Hora y lugar

En el centro del centrifugado vital.

18 abr. 2013

A años luz de verte


Métodos poco ortodoxos
Esto debe ser lo más parecido al vacío
que había visto en mi vida.
Y el vértigo comienza a acusar.
Silencios talla única
en los que cabría
una vida entera
haciendo el pino puente.
Llovernos el uno al otro
Miradas empañadas
sin parabrisas
las más esperadas de la historia.
De ti sé menos de lo que creía
y tal vez, no quiera saber más.
Y no sé si quieres.
No sé si querremos.
No quiero saber de tiempos
entrecortados
ni de sueños en bandeja
no quiero volver a volver
Ni volar mapa en mano
Siempre fui más de mar (abierto)
O te lanzas
o me pides el manual de instrucciones
para volver a volver
por donde has venido.
Perderte de vista
a años luz de verte
ni en aquellas pinturas.
Y mIentras tanto tú
me veías a mi.
Y yo,
te veía verme
verte
sin ver nada.

9 abr. 2013

El verano de mi cama

Que mi cama no entiende de primaveras
ya era un hecho.
Vivir en verano todo el año
con el sol enredado entre la piel
y las mantas.
O sin ellas.

No creo que nadie esté preparado para eso.
No sé si el calor del sol lo sentías tú también
O si sólo era un efecto secundario
de la insolación (des)controlada
al compartir(te) mi espacio

La cuestión es que la primavera no entiende ya
a modo de revancha, de mi cama.
Y el verano se ha hecho con ella del todo
eso sí
las insolaciones
por fin
controladas.


6 feb. 2013

Para que no resultemos dañinos


No puedo jugar a bailar mientras tú cantas.
No puedo mirarte mirar(la).
No puedo quererte, querer, como ayer, ni mañana.
Somos hoy. Candentes, eléctricos y humeantes.
Somos hoy. Mañana nos hará de nuevo.
Con piezas recicladas y medioambientalmente sostenibles,
para que no resultemos dañinos.
Nunca más.

30 ene. 2013

Eres mi colección de emociones favorita


Dicen que te mueves con mi música. 
Dicen que bailas sin que te vean
A tientas. 
Pero no a solas.

Dicen que te gusta moverte.
Y a mi que te muevas.

No sé por qué pero te siento mover
desde no tan lejos,
como se siente el mar
y las olas meciéndonos.

Como el sol de después
con la piel aún colonizada
de gotitas saladas.

Te haré no una sino hasta mil,
dos mil y tres mil 
millones de listas

Con magia para ti, 
que sólo estarán esperando
a que tú las escuches
A que tú las sientas

Y yo te estaré esperando
en el mismo sitio, 
a la misma hora
en la que tú vengas.

Con la salitre puesta
y una colección de emociones
de todo tipo y tamaños
A estrenar(las) juntos.

23 ene. 2013

Noches solitarias

Sueños que se independizan de mis noches y sueñan contigo.

De vacíos salvables

Desde que la luna se vació, las soledades están más llenas
que nunca.

Esto es Absolutamente Genial.

Extracto de la película "El lado oscuro del corazón"

No te salves, Mario Benedetti
Se ha producido un error en este gadget.